desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Londres palpita: el Haymarket Hotel.

Cuando vuelvas a la capital británica, recuerda su nombre: Haymarket Hotel. Para descubrir el glamour en estado puro, apreciar el nuevo diseño británico y aprender un lenguaje cromático único.

Nuevo Estilo 28/06/2013
Imprimir
Pantalla completa



HAYMARKET HOTEL
 TELF.: 00 800 37 46 83 57

EMBRUJO INGLÉS
DIRECCIÓN: 1 Suffolk Place. London www.designhotels.com
www.firmdale.com
HABITACIONES: 51 habitaciones equipadas con Internet, televisor LCD y DVD. Además, disponen de una Townhouse, con cinco estancias, cocina y un amplio salón.
UN PLUS:La sala para fiestas privadas o eventos de trabajo, alrededor de una piscina y con barra de copas. Todo luxury.
PRECIO:Una doble superior, 280 €; Junior Suite, 441 €. La Townhouse, a partir de 3.355 € (depende de las habitaciones que ocupes en ella).
COPIA ESTAS IDEAS
Taburetes con otra función. Junto a los sofás del invernadero, la clásica mesa de centro ha sido sustituida por grupos de taburetes, unos hechos a base de troncos y otros en metacrilato. Una atractiva y original sugerencia que puedes extrapolar a un rincón de tu casa.
Una jungla en la pared. Nos ha enamorado el papel que viste la sala de eventos y recrea una selva. Por el tamaño XXL de la vegetación que se dibuja en él, resulta ideal para espacios grandes, como un hall. Y toma nota: diseña un zócalo en blanco para lograr un efecto mucho más ligero.
Pon amarillo en tu vida. Está en pleno auge y su acidez puede suavizarse combinándolo con elementos en negro y gris, como en el lobby del Haymarket Hotel. 

Sus espacios viven intensamente el ritmo cosmopolita que marca siempre esta ciudad. Y por eso nos encanta el Haymarket, además de por su ubicación envidiable, junto a Theatre Royal, Traflagar Square y la National Gallery. El edificio, del mismo arquitecto que ideó toda la Regencia de Londres, John Nash, muestra el aire señorial que uno sueña al visitar esta capital. Dentro, su propietaria y diseñadora, Kit Kemp, ha montado un espectáculo que fusiona its de última hora con referencias del superclásico británico. Antigüedades, papel en las paredes, lámparas de época e incluso bandós en las cortinas se compaginan con diseños propios de Kit Kemp que muestran la cara más atrevida del hotel, junto a algún color ácido y obras escultóricas de autores contemporáneos. La cuestión es crear un impacto visual: «Los clientes de hoy ya lo han visto todo. Por eso es necesario crear frescura y reciclarse cada cierto tiempo», nos explica la artífice. 



Ver más articulos