desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Claves del decorador

Descubrimos la filosofía de trabajo y las obras de Sandra Figuerloa y Zdenka Lara

Sandra Figuerola y Zdenka Lara creen en una decoración global, reflejo del mundo en que vivimos, y enriquecida por la fusión. «Una cuestión de sensibilidad, no de presupuesto, que hace aflorar la magia y que ya hemos incorporado a nuestra manera de vivir la casa o un hotel».

Texto: Virginia Serrano. Fotos Proyectos: Sinmas, Mayte Piera y Míriam Yeleq. Retrato: Eva Ripoll 24/05/2019
Imprimir
Pantalla completa



Para nosotras, todo cambió en 2011 –explican Zdenka Lara y Sandra Figuerola–. Después de mucho tiempo volcadas en el interiorismo de viviendas, ese año dimos un giro profundo al estudio. Nos enamoramos de una idea que empezaba a destacar en el mercado y en cuyo futuro creímos, el hotel boutique. Así nació H (de hotel) Up (arriba en inglés) Interiorismo+Diseño». Desde entonces, muchos de sus proyectos giran alrededor del contract.

¿Cómo definís vuestro estilo?
No podemos ceñirnos a uno solo, cada espacio está condicionado por el público al que se dirige y sus necesidades. No es lo mismo un hotelito ibicenco que un palacete urbano. Pero siempre planteamos una estética impecable y única.  
Un sello inconfundible. Nuestra manera de mezclar piezas, colores, diseños, gráficas... Apostamos por aportar personalidad, sorprender con los detalles y la ubicación de las cosas, y desarrollar al máximo la creatividad.

¿Estética o todo funcionalidad? Siempre primamos el equilibrio entre ambas. En los hoteles, por ejemplo, hay que tener muy en cuenta el mantenimiento del mobiliario y jugar con textiles especiales.

¿Qué papel dais a la iluminación? Esencial. Entre nuestras normas: nunca luz blanca en espacios que se quieran acogedores; mejor indirecta y procedente de distintas luminarias... Y nada de LED de colores ni muebles retroiluminados.

Un material fetiche. Todos los que nos da la naturaleza: madera, piedra, hierro, mármol, barro... Cualquier ambiente creado con ellos se ennoblece.

¿Qué colores os inspiran? No tenemos una norma única, solemos basarnos en una combinación de neutros y detalles en algún tono potente. Pero sí sabemos muy bien los que no nos gustan: los estridentes, los que entristecen y los que tan solo son una moda pasajera.

Un básico para el sálon. En realidad, dos: un buen cuadro y mucha luz.

¿Cuál es el papel del arte? Debe estar presente en cualquier formato y versión para que un espacio tenga vida y alma. Si no, este no transmite.

¿Y las claves para que una decoración funcione? La armonía y coherencia de un interiorismo acorde con el espacio. Así, hay que evitar soluciones de última hora, pensar que todo detalle cuenta y mimar cada movimiento.

EN SU AGENDA

Una galería de arte: Fábrica de Arte Cubano, en La Habana. Por su mezcla explosiva de cuadros, esculturas y fotografías (www.fac.cu).

Hoteles: en realidad, muchísimos: los de la cadena Hoxton (thehoxton.com); el Henriette, de París (hotelhenriette.com); el Riad Yasmine, en Marrakech (riad-yasmine.com); el Ovolo, de Sydney (ovolohotels.com)...

Tiendas deco: en Valencia, Ruzafa Vintage, por sus lámparas y objetos antiguos (rufazavintage.es); Simple, y su artesanía hecha en España (simple.com.es); y Progetti para cocinas y baños (progetti.es).

Restaurantes: cualquier chiringuito con cañizo frente al mar en Formentera o Ibiza.



Ver más articulos