desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Madrid, España

Un chalé de los años 40 con mobiliario 'mid-century'

El Racionalismo de primera mitad del s.XX da cuerpo y alma a esta casa situada en una colonia madrileña de chalés. Su dueño, el arquitecto Iker Ochotorena, ha llevado a cabo un planteamiento decorativo cien por cien respetuoso con sus orígenes.

Realización: Beatriz Aparicio. Texto: Míriam Alcaire Fotos: Pablo Sarabia 02/04/2018
Imprimir
Pantalla completa



Su valor arquitectónico fue determinante para que Iker Ochotorena se enamorara de este adosado racionalista. Construido en 1940, está enclavado en el madrileño conjunto urbano de El Viso, diseñado por el arquitecto Rafael Bergamín al amparo de la Ley de Casas Baratas de 1925. Destinado en origen a trabajadores y funcionarios, contaba con viviendas sociales edificadas bajo la impronta del Movimiento Moderno, con formas muy sencillas, volúmenes cúbicos, y cubiertas planas pintadas de diferentes colores. Esta colonia histórica constituye actualmente uno de los barrios más exclusivos de la capital.

El principal empeño de Ochotorena, que dirige el estudio OOAA Arquitectura, ha sido mantener intacta esa esencia, tanto en la forma como en el fondo. Hizo apenas una puesta a punto de la casa –pintura, instalaciones– y apostó por una decoración continuísta, con una marcada impronta mid-century. La mayoría de las piezas datan de las décadas de los 50, 60 y 70, y tienen su origen en Suecia, Francia e Italia. Muchas de ellas se compraron en brocantes y mercadillos de antigüedades. Reinan en espacios limpios y se arropan con textiles naturales y ultracálidos –como el lino y el terciopelo–, y con alfombras que realzan zonas. «Se trata de muebles que reivindican su contemporaneidad. Nuestra aportación personal ha sido crear una mezcla atractiva», explica el arquitecto. En definitiva, componen una decoración exquisita de austeridad ornamental, fiel reflejo de los orígenes de la finca. Una herencia basada en la ausencia de adornos, en una belleza simple y elemental.

IDEAS DEL PROYECTO: Iker Ochotorena (www.ooaa.es)

- Estilo racionalista. La decoración respeta la arquitectura de la época con muebles de mediados de siglo mezclados con piezas de diseño contemporáneo y otras procedentes del estudio OOAA.  

- Pureza cromática. Los colores crudos visten la casa, excepto en ciertas estancias donde una reducida paleta de colores tierra –madera, negro, tostado, mostaza– aportan ímpetu estético.

- Arte propio y ajeno.  Iker Ochotorena firma algunos cuadros de gran formato que lucen en zonas como comedor y entrada, y conviven con obras de artistas españoles actuales.



Ver más articulos