desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Madrid

Un piso con carácter

Cuando le encargaron reinventar este piso madrileño, el interiorista Pepe Leal propuso geniales guiños a los años 40, atendiendo a la época del edificio. Un ambiente impecable y sereno que alborotó con arte contemporáneo procedente de Galería Casado Santapau.

Nuevo Estilo 23/01/2014
Imprimir
Pantalla completa
Twitter
Facebook
Pinterest



Esta vivienda madrileña, pese a que se construyó a comienzos de la postguerra, contaba con excelentes y lujosos acabados. Por eso, hoy todavía se mantienen las magníficas cornisas, molduras y otras estructuras que embellecen las estancias y se unen a nuevas propuestas, como los zócalos de pino pintado, que dan unidad a la actual distribución. «El piso, que acogía antes de la reforma unas oficinas, estaba muy compartimentado. Demolimos algunos tabiques para potenciar la fluidez de los espacios –como entre el salón y el comedor– y captar luz de las ventanas orientadas al sur», explica el interiorista Pepe Leal.

A su vez, se restauraron los suelos de madera y todo el pavimento se unificó en  un tono marrón oscuro, muy en consonancia con la época del edificio. El resultado final es, en una caja perfecta y muy formal, el lugar ideal para imaginar y plasmar un interiorismo desenfadado, atrevido en mezclas y texturas. «Buscamos –continúa el decorador– la fórmula de hacer un guiño a los años cuarenta, siguiendo los pasos de su arquitectura inicial, y, al mismo tiempo, conseguimos acoplar también los muebles antiguos que tenía el propietario». La selección de arte contemporáneo, elegida con gran acierto por Pepe Leal con el asesoramiento de los galeristas Damián Casado y Concha Santapau, ha sido determinante para añadir frescura y vida a los espacios, tal y como deseaba el propietario. 




Comentarios

Publicidad


Ver más articulos