desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Pringle Bay, Sudáfrica

Todo en esta casa está pensado para vivirla al máximo

Esta casa sudafricana, proyectada por SAOTA Architecture, está pensada como vivienda de vacaciones. Una distribución abierta y funcional acoge interiores donde acabados y mobiliario potencian la comodidad. 

Texto: Laura Novo. Fotos: Adam Letch 09/10/2018
Imprimir
Pantalla completa



La belleza natural de la vegetación autóctona, los colores y la luz que inundan Pringle Bay, una pequeña localidad en la costa del Cabo Occidental de Sudáfrica, son los protagonistas en Restio River House, una casa de vacaciones, situada junto a la desembocadura del río Buffels, que, de fuerte carácter tectónico, apuesta por materiales resistentes al duro clima costero y los vientos que periódicamente azotan la zona.

Los propietarios vivieron cinco años en el terreno antes de embarcarse en la construcción de su nueva vivienda, lo que les permitió estudiar la incidencia del sol sobre la parcela y elegir la que ellos consideraron la mejor orientación. Así, la fachada norte permite la entrada de la luz natural de la mañana a la cocina, mientras que desde el salón y la terraza anexa, que miran al oeste, se puede disfrutar de espectaculares puestas de sol sobre la formación montañosa de Cape Point. 

El proyecto lleva la firma del estudio SAOTA.
A partir de una geometría limpia, de volúmenes puros y robustos, en la que grandes planos acristalados establecen una regular y apabullante conexión in & out, se desarrolla un interior muy funcional, pensado para disfrutar plenamente de la casa en vacaciones y fines de semana. Para ello, los arquitectos decidieron distribuir las áreas sociales en una gran planta abierta, donde los distintos ambientes se abren unos a otros sin ningún tipo de barrera visual. En el centro, como el actor principal al que miran los demás, se halla la cocina. Esta alberga una zona lounge, con un sofá lo suficientemente grande como para acoger a toda la familia. 

El equipo de ARRCC se encargó del interiorismo. Siguiendo la premisa del máximo confort, optaron por una ecléctica mezcla de muebles de distintos estilos y acabados, elegidos por su comodidad. Así, cálidas piezas como las mesas de madera, los asientos de cuero y los mullidos sofás, estos hechos a medida por el estudio, se alían con las ricas texturas de las alfombras marroquíes y los kilims de colores en unos ambientes marcados por la serenidad que imprimen los tonos claros de revestimientos –con los suelos de terrazo en todas las estancias y el mármol en las paredes de los baños– y tapizados. 

La tecnología ha jugado un papel importante en el proyecto, ya que la casa cuenta con los últimos avances de audio y sistemas de iluminación automatizados. El toque de escogidas obras de arte de artistas sudafricanos como Deborah Poynton o Albert Coertse, limitadas a los espacios principales para crear un mayor impacto, termina de dar personalidad al conjunto. 

En el exterior, el planteamiento paisajístico pasaba inexorablemente por lograr la integración con el entorno, por lo que se incorporó, tanto alrededor de la casa como en el patio interior, la mayor cantidad de flora propia de esta región, como las formaciones vegetales de fynbos y tres icónicas especies de árboles sudafricanos: el milkwood, el árbol de coral y el waterberry. ¡Qué maravilloso lugar para el relax! 

FICHA TÉCNICA

Situación: Pringle Bay (Sudáfrica).
Proyecto de arquitectura: SAOTA.
Proyecto de interiorismo: ARRCC.
Año de ejecución: 2015.
Superficie construida: 300 m2.
Actuación: Construcción de una vivienda en la provincia del Cabo Occidental de Sudáfrica con una distribución abierta que busca la funcionalidad y grandes ventanales que la integran en el paisaje.



Ver más articulos