desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Girona, España

Una casa rural recuperada y contemporánea

La esencia rural interpretada bajo un prisma contemporáneo. El estudio de arquitectura Bangolo y los propietarios dieron alas a la imaginación y a los recursos con carácter en esta vieja casa del interior de Girona.

Nuevo Estilo 08/05/2018
Imprimir
Pantalla completa



Diseñar una casa es una experiencia personalizada, única, irrepetible, en la que resulta imprescindible la participación ilusionada de todas las partes implicadas». Esta definición de los arquitectos Oriol Roselló y Mónica Alcindor explica a la perfección el espíritu con el que su estudio –Bangolo–, los propietarios, el constructor Jordi Forneguera e, incluso, cada uno de los oficios y artesanos presentes en la obra afrontaron la remodelación de una vieja construcción rural en el Ampurdán. Y es que la palabra ilusión ha sido determinante en la ejecución de un proyecto tan complejo como acertado.

La filosofía a seguir pasaba por la convicción de que se debían conservar al máximo la esencia y la estructura originales, pero reactivadas con conceptos espaciales modernos. Una de las actuaciones básicas consistió en modificar la orientación del edificio, eliminando la entrada de la fachada que daba a la calle y colocándola en la fachada de poniente, más tranquila y conectada con el viejo huerto, reconvertido ahora en jardín. Dentro, se respetó la distribución original, las escaleras, las diferentes alturas y la sucesión de pequeñas estancias.

Según afirma la propietaria, «para nosotros era clave que la casa tuviese una circulación muy fluída». Por ejemplo, todas las estancias de la planta baja –en la que se desarrolla el programa de día, con salones, comedor, cocina– tienen al menos dos entradas, algunas sin puertas. Pero, lejos de perder identidad, cada espacio se define con una marcada personalidad. Y en ello tiene mucho que decir la decoración, sencilla y ecléctica, basada en piezas con gran fuerza estética –algunas, diseñadas a medida; otras, compradas en almonedas o anticuarios; muchas, recuerdos de familia– que componen una amalgama de carácter cien por cien contemporáneo.
IDEAS DE LOS ARQUITECTOS: Oriol Roselló y Mónica Alcindor (Tel.: 972 582 094)
- Materiales con carácter. Potenciar lo autóctono, lo artesanal y lo tradicional ha sido una de las pautas de la reforma. Se ha recurrido a la cal, las estructuras de madera, la bóveda catalana..., restaurando lo existente o buscando en la zona ejemplos similares donde inspirarse.
- Proceso vivo. El proyecto, lejos de ser algo estático, se ha ido modificando a lo largo de la obra, adaptándose a los cambios. Además, algunos objetos y muebles se eligieron antes de terminar, por lo que se afinó al máximo la relación entre arquitectura y decoración.



Ver más articulos