NuevoEstilo

Mallorca, España

Una casa de campo con encanto

Los días transcurren en calma en esta casa. El lugar ya es un privilegio, a un paso de la costa mallorquina, pero lo verdaderamente revelador es su interior, de una belleza sencilla y esencial que realza el encanto de la decoración.

Nuevo Estilo 22/11/2016
Imprimir
Pantalla completa
Twitter
Facebook
Pinterest



Se llevó a cabo un nuevo proyecto de interiorismo y, a pesar de ello, esta vivienda de Mallorca conserva ese espíritu popular tan encantador de la arquitectura rural de la comarca. Reanimar su esencia y enriquecer el contenido: dos criterios que aplicaron sin cortapisas Paco y Jaume Cortés cuando decidieron rehabilitar la casa.

Y es que estos dos hermanos mallorquines, integrantes de Mestre Paco –su taller familiar, en Pollença, donde recuperan muebles antiguos y experimentan con materiales para concebir piezas de autor inspiradas en la artesanía popular de la isla– poseen un don excepcional para mejorar todo lo que pasa por sus manos: «Nos gustaba la distribución, con dos plantas y cada una de ellas con varios niveles, algo típico en estas casas insulares que da mucho juego a la hora de decorar. Así que no modificamos su organización original», explica Jaume.

Eso sí, encalaron la vivienda de arriba a abajo, como antiguamente –incluyendo las vigas de los techos– y se renovaron los suelos con baldosas pequeñas de terracota, un material muy característico que, por otro lado, da una agradecida dosis de frescura a las estancias. Además se cambió toda la carpintería, para la que escogieron madera de pino reciclada y blanqueada. En algunos casos, las ventanas, de dos hojas y con grandes cuarterones, integran contraventanas interiores del mismo material que refuerzan la calidez. Una vez rematado el escenario, impoluto, luminoso y ligero, pasaron a las tareas de decoración, quizás el trabajo más atractivo y gratificante para sus autores. El modo jovial e informal de disponer la reducida lista de muebles que seleccionaron –siempre huyen de ambientes atiborrados– y el delicado mix de materiales y tejidos, sin crear contrastes de color, son, las claves del éxito final.

Muchos de los muebles que se pueden ver han surgido en el laboratorio-taller Mestre Paco. Se trata de creaciones que fusionan la tradición artesanal con las nuevas tendencias definidas por contornos ultralimpios y depurados. Obras muy personales que en cualquier rincón se codean con piezas rescatadas de derribos, maravillosamente restauradas por ellos, e incluso con algunos clásicos del siglo XX. El resultado, ambientes con alma serena, de atmósfera cálida, ligera y con cierto aire vintage, en el que también puso su granito de arena la actual propietaria de la vivienda con toques femeninos realmente exquisitos. Fuera, en el porche y el patio, se ha recreado rincones refrescantes, animados con grandes tiestos de barro que albergan la vegetación propia de la isla a pequeña escala. Un detalle más que redondea este sueño hecho realidad.

IDEAS DE LOS DECORADORES: Jaume y Paco Cortés (Tel.: 971 534 370)
- Simplificar, su lema en decoración. Un principio que han aplicado a la hora de habilitar cada habitación –fondos blancos y ligeros de mobiliario– y también para concebir muchas de las piezas, de contornos suaves y realizadas con materiales nobles.
- Búsqueda de la simetría. Emplean este recurso a través de parejas de objetos –lámparas, jarrones...– con el fin de lograr un perfecto orden visual, especialmente en estancias como las de esta casa, donde impera la rica mezcla de estilos.
- Madera clara y sin tratar. Este material, que ha vuelto a ponerse de moda, aporta naturalidad y mucha, mucha calidez. Lo emplean en sus creaciones y suelen decaparlo para suavizar el acabado. Un plus: mézclalo con detalles en metal.



Tags: Casa y Mallorca.

Comentarios

Publicidad


Más Casas con estilo




Ver Todos