desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Madrid, España

Un ático para el arte

El equilibrio y la elegancia elevados a la enésima potencia. En este ático madrileño el trabajo de la interiorista Isabel López-Quesada lo ha hecho posible, creando además un marco impecable para el arte.

Nuevo Estilo 24/02/2017
Imprimir
Pantalla completa



La mano de un experto siempre deja su impronta, su saber hacer, que se traduce, como en este ático madrileño, en una calidad que se ve, se palpa y casi se respira. En esta casa, además, a las premisas básicas del interiorismo más actual se añade el sello de elegancia que caracteriza los trabajos de la decoradora Isabel López-Quesada. La reforma, proyectada por la arquitecta Teresa Sapey, fue total y obró la transformación de una distribución antigua en un piso moderno, luminoso y abierto al exterior.

Así, los espacios se ofrecen ahora amplios, conectando unos con otros –incluida la gran terraza– con mucha fluidez. Sobre estas virtudes, el empleo de paneles correderos en vez de puertas o la elección de materiales tienen mucho que decir. Con respecto a estos últimos, la selección de Isabel López-Quesada se mueve en un abanico breve y rotundo, muy unificador. Tal es el caso del pavimento de madera de roble envejecido de anchos y largos tablones –incluso en la cocina o en el cuarto de baño– y la utilización de color blanco en todas las paredes.

Con la misma intención, la interiorista trabajó con los textiles, en una paleta de tonos claros y texturas envolventes, muy naturales, salpicados de ligeros toques de color. La armonía del conjunto ha sido intencionada, con la voluntad de crear un contenedor neutro y sosegado que dejase el protagonismo a la colección de arte de los propietarios. Pinturas y esculturas encuentran su espacio, encajando en cada lugar como complemento perfecto a un escenario que se entrega generoso a su presencia.

IDEAS DE LA DECORADORA: ISABEL LÓPEZ-QUESADA (www.isabellopezquesada.com)
- Claridad real. En todos los paramentos, incluidas las puertas correderas, se ha utilizado el tono off white –un blanco ligeramente roto– para percibir mejor los espacios en su plenitud y potenciar la luminosidad.
- Espejos, el gran recurso. Además de estético, cumplen un cometido funcional: desdoblan visualmente el espacio y conectan con la gran terraza, introduciendo en la casa las maravillosas vistas sobre la ciudad.
- Iluminación estudiada. Se ha resuelto mediante luz general regulable en intensidad, con candilejas camufladas en estrechos fosos abiertos en el techo y focos encastrados dirigibles que iluminan las obras de arte.



Ver más articulos